La homosexualidad existe y ha existido en la mayoría de las sociedades. La prevalencia de la orientación homosexual varía según si se pregunta por conducta homosexual o por identificación homosexual. Además la estimación de la prevalencia suele ser imprecisa, dado el estigma que representa el reconocer esta condición. En Estados Unidos los porcentajes varían entre un 3% y un 10% de población adulta homosexual ((3)).

Probablemente la prevalencia real de homosexualidad no ha aumentado, sin embargo, puede ser que los adolescentes se estén identificando más precozmente con la orientación homosexual.

En Chile, los datos son escasos aún, en el Estudio Nacional de Comportamiento Sexual en Chile ((4)), un 0,3% de los hombres y un 0,1% de las mujeres se consideró homosexual; y un 0,1% de los hombres y un 0,1% de las mujeres se consideró bisexual. Estos porcentajes probablemente son más bajos que la realidad y pueden relacionarse con sentimientos de vergüenza en relación a la orientación homo y bisexual. De acuerdo a los datos de la VII Encuesta Nacional de Juventud, el 2% de los jóvenes se declara homosexual y el 1% bisexual ((5)).

Tu valoración:
Promedio de votaciones: 5.0

((1)). American Psychiatric Association. Diagnostic and Statistical Manual of Mental Disorders. 5 ª ed. Arlington, VA: American Psychiatric Association; 2014.

((2)). Troiden R. The formation of homosexual identities. Journal of Homosexuality.1989; 17 (1-2): 43-73.

((3)). Frankowski BL, American Academy of Pediatrics Committee on Adolescence. Sexual orientation and adolescents. Pediatrics. 2004; 113 (6): 1827-1832.

((4)). Comisión Nacional del Sida (CONASIDA), Chile. Estudio Nacional de Comportamiento Sexual. Santiago: Ministerio de Salud; 2000.

((5)). Instituto Nacional de Juventud (INJUV). 7ª Encuesta Nacional de Juventud. Santiago: Ministerio de Desarrollo Social; 2012.

((6)). Stoller RJ, Herdt GH. Theories of Origins of Male Homosexuality. Arch Gen Psychiatry. 1985; 42 (4): 399-404.

((7)). González E, Martínez V, Leyton C, Bardi A. Orientación sexual: un desafío actual para la atención de adolescentes. Revista de la Sociedad Chilena de Ginecología Infantil y de la Adolescencia [Internet].2004; 11 (3): 69-78.

((8)). Garofalo R, Wolf RC, Wissow LS, Woods ER, Goodman E. Sexual orientation and risk of suicide attempts among a representative sample of youth. Arch Pediatr Adolesc Med. 1999; 153 (5): 487–493.

((9)). Remafedi G, French S, Story M, Resnick MD, Blum R. (1998). The relationship between suicide risk and sexual orientation: results of a population-based study. Am J Public Health. 1998; 88 (1): 57–60.

((10)). Russell ST, Franz BT, Driscoll AK. Same-sex romantic attraction and experiences of violence in adolescence. Am J Public Health. 2001; 91 (6): 903–906.

((11)). Division 44/Committee on Lesbian, Gay, and Bisexual Concerns Joint Task Force on Guidelines for Psychotherapy with Lesbian, Gay, and Bisexual Clients. Guidelines for psychotherapy with lesbian, gay, and bisexual clients. American Psychologist. 2000; 55 (12):1440-1451.

((12)). Savin-Williams RC, Dubé EM. Parental Reactions to Their Child’s Disclosure of a Gay/Lesbian Identity. Fam Relat. 1998: 47 (1): 7-13.